"Y la escuela es la gran ocasión ¿quién lo duda?. La escuela puede desempeñar el mejor papel en esta puesta en escena de la actitud de lectura, que incluye, entre otras cosas, un tomarse el tiempo para mirar el mundo, una aceptación de "lo que no se entiende" y, sobre todo, un ánimo constructor, hecho de confianza y arrojo, para buscar indicios y construir sentidos...Si la escuela aceptara expresamente - institucionalmente - ese papel de auspicio, estímulo y compañía, las consecuencias sociales serían extraordinarias."

Graciela Montes
La Gran Ocasión

lunes, 23 de junio de 2014

En el mes de su cumpleaños, compartimos lecturas con niños y niñas del hermoso Jardín Nº 46 "Baldomero Fernández Moreno" de Resistencia

El martes 3 de junio visitamos el Jardín de infantes Nº 46 "Baldomero Fernández Moreno" del Barrio La Liguria de la Ciudad de Resistencia para compartir lecturas en voz alta y apoyar las actividades institucionales de las JORNADAS "ESCUELA, FAMILIA Y COMUNIDAD". 

Ese día, además, la institución celebraba 51 años. 

Lectura de "El estofado del lobo", a cargo del Prof. Oscar Yaniselli.
Jardineros atentos siguen la lectura de "Día de campo con Don chancho".

Mateo y su gato rojo

Autora Silvina Rocha
Ilustradora Lucía Mancilla Prieto.

Sinopsis: A Mateo le regalaron un cuaderno de hojas blancas y lisas que invitan a dibujar. Y Mateo dibuja. Dibuja un gato rojo y feliz. Pero los días van pasando y el gato pierde su sonrisa. Mateo se preocupa y agrega dibujos para que su gato esté contento. Y así sigue, hasta que se da cuenta de que esa no es la solución. Entonces se pone a pensar qué puede hacer para que se gato vuelva a ser feliz y, al fin, lo descubre.
                  Con los niños de las salas de 4 años leímos "Mateo y su gato rojo" de Silvina Rocha.
Luego nos divertimos con los disparatados animales de "Fiesta de disfraces" de Ines Trigub.
Jornadas Nacionales de Lectura "Escuela, 
Familia y Comunidad"

Aquí encontrarán algunas ideas y sugerencias de actividades, sólo para enriquecer, cambiar e hilvanar. Cada institución, en función de la propuesta generada del recorrido pedagógico de sus alumnos, definirá las propias.

NIVEL INICIAL
LECTURAS Y ARTE
Observar una pintura o escuchar atentamente una melodía son también modos de leer. Aunque no se nombre, la palabra siempre está allí dando vueltas, otorgando sentido. Nos aceramos a la obra desde la propia subjetividad y esas articulaciones que vamos tendiendo constituyen lecturas posibles. Las Artes Visuales, la danza, la música habilitan la experiencia del movimiento, permiten salirse un poco de la linealidad encadenada del texto e internarse en una zona de sentidos múltiples y simultáneos. Al entrar en contacto con una obra elaboramos también respuestas posibles a la diversidad de preguntas que se abren (¿Por qué se disponen los elementos de esta manera?, ¿Por qué éstos colores, esta textura, y no otros?, ¿Qué podría significar la aceleración del ritmo, la pausa, el silencio?, ¿Qué está diciendo esta pieza?). Trabajar lectura y arte nos brinda la posibilidad de explorar la sensibilidad y el mundo interior; de construir relatos para imaginar mundos posibles.

Retratos
Para trabajar con estas piezas se puede comenzar con la búsqueda en distintos libros, infantiles y de adultos. Se invitará a observar retratos de distintas épocas y a leer esas imágenes (cómo es la luz, los colores, los trazos utilizados). Podrán integrarse fotografías y los retratos escolares, tan arraigados entre las prácticas institucionales. Luego, los niños y las familias producirán sus propias obras que formarán parte de relatos o biografías individuales y grupales. Para el cierre, se puede armar una muestra de álbumes colectivos de retratos elaborados con técnicas variadas.

Ponele la tapa
La presentación del libro desde su tapa y los distintos paratextos es un gran paso para el acercamiento a la lectura, promueve la anticipación y posibilita la exploración de los elementos del diseño, el arte y la diagramación. Se puede invitar a las familias a que presenten libros significativos en su vida y la de los niños. La escuela puede aportar los de la biblioteca o de los mismos docentes. Se escucharán las historias, se observarán las tapas y se hará una ronda para elaborar portadas para cuentos conocidos o inventados. La experiencia podrá cerrar con una muestra de las tapas artesanales, leyendo historias e integrando los libros aportados por las familias.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario